Serranos hacen piquete en NY contra la presa de Las Placetas

New York.-Serranos de la Cordillera Central residentes en Nueva York, que se oponen a la construcción de la presa de Las Placetas realizaron un piquete en Times Square la popular plaza turística de Manhattan, donde el Consulado Dominicano izó por primera vez la Bandera Dominicana en ese lugar con motivo del 178 aniversario de la Independencia Nacional.

Al acto patriótico acudieron el alcalde de la ciudad de New York, Eric Adams, el líder de la mayoría demócrata en el senado de Estados Unidos, senador Chuck Schumer, el congresista Adriano Espaillat, el senador estatal Luis Sepúlveda, el comisionado de transporte de la ciudad Ydanis Rodríguez, la asambleísta Yudelka Tapia, la diputada de ultramar Servia Iris Familia y el cónsul Eligio Jáquez entre otros funcionarios electos.
«La presa de Las Placetas es un atentado contra La Sierra, nuestra lucha es un asunto de patria», decía  un letrero».

La presa de Las Placetas es un proyecto hidroeléctrico que el gobierno tiene previsto  construir a un costo superior a los 900 millones de dólares que dañará una extensa área del Parque Nacional Armando Bermúdez y secará los ríos Jagua y Bao, ya represados 35 kilómetros más abajo.
Los serranos que se oponen a la presa de Las Placetas denuncian que la obra producirá daños irreparables al medio ambiente, provocará la desaparición de quince balnearios y arruinará el ecoturismo que se desarrolla en varias comunidades de la zona de influencia.

La presa es un proyecto que inició Leonel Fernández en el 2007. Años después fue descontinuada en el gobierno de Danilo Medina y en abril del 2021 la retomó Luis Abinader, con Andrade Gutiérrez la    constructora Brasileña involucrada en el escándalo de corrupción conocido como Lava Jato, que fue obligada a pagarle al Estado de Brasil 1,490 millones de Reales (380 millones de dólares) por su participación en una trama mafiosa de 54 contratos fraudulentos con la estatal Petrobras.

Los serranos se quejan de que el Presidente Luis Abinader no los ha querido escuchar, evadiendo recibirlos para tratarle el tema y explicarle la magnitud del daño en la Cordillera Central, y que en cambio el palacio ha propuesto reuniones pero con otros funcionarios.